Asociación Salvadoreña de Reumatología
Afiche del IX Congreso Nacional de Reumatologia
Programa del IX Congreso Nacional de Reumatología
XVI Jornada Nacional para pacientes con Enfermedades Reumáticas
Hotel Sede Real Intercontinental
Afiche del IX Congreso Nacional de Reumatologia

Te invitamos al IX Congreso Nacional de Reumatología, II Congreso Internacional de Reumatología Clínica y XVI Jornada de pacientes con Enfermedades Reumáticas a efectuarse el 5, 6 y 7 de Octubre 2017 en el Hotel Real Intercontinental.
Programa del IX Congreso Nacional de Reumatología

Te compartimos el programa del IX Congreso Nacional de Reumatología, II Congreso Internacional de Reumatología Clínica a efectuarse el 5, 6 y 7 de Octubre 2017 en el Hotel Real Intercontinental.
XVI Jornada Nacional para pacientes con Enfermedades Reumáticas

La XVI Jornada Nacional para pacientes se realizará el Sábado 7 de Septiembre en el Hotel Real Intercontinental, Salón Real.
Hotel Sede Real Intercontinental

Este lujoso hotel de San Salvador, está situado en el corazón de la ciudad del entretenimiento y negocios, junto al centro comercial más grande de Centro América y fácil acceso al aeropuerto...
Osteoporosis

Osteoporosis

La Osteoporosis es una enfermedad ósea frecuente que afecta tanto a hombres como mujeres, generalmente a medida que envejecen. Afortunadamente, se pueden tomar medidas para reducir el riesgo de sufrir de osteoporosis y evitar las fracturas óseas, a menudo debilitantes, que se producen a raíz de esta enfermedad. Si ya sufre de osteoporosis, existen medicamentos nuevos que desaceleran e incluso detienen su avance.

Datos breves

• La edad no constituye el único factor de riesgo para el desarrollo de osteoporosis. El estilo de vida elegido, determinadas enfermedades e incluso determinados medicamentos pueden dar origen a esta enfermedad.
• Una simple prueba de diagnóstico, conocida como prueba de densidad ósea, puede ofrecer información valiosa sobre la fortaleza de sus huesos.
• Existen nuevos medicamentos que desaceleran e incluso detienen el progreso de la osteoporosis.

Qué es la Osteoporosishueso

La osteoporosis es una enfermedad silenciosa que afecta los huesos, ya que los hace débiles y susceptibles a fracturas. El hueso es tejido vivo que está en estado constante de regeneración, ya que el hueso viejo se elimina (resorción ósea) y se reemplaza con nuevo (formación ósea). Alrededor de los 35 años, el tejido óseo de la mayoría de las personas comienza a perder gradualmente la fuerza, dado que se modifica el equilibrio entre la resorción ósea y la formación ósea y se pierde más hueso del que se puede reemplazar. En consecuencia, el tejido se vuelve más fino y estructuralmente más frágil.

La enfermedad es “silenciosa” porque no se manifiestan síntomas y el trastorno puede llamar la atención sólo después de fracturarse un hueso. Cuando se padece de osteoporosis, esto puede suceder incluso después de una herida leve, como una caída. Las fracturas más comunes suceden en la espina dorsal, las muñecas y la cadera. En especial, las fracturas de espina dorsal y cadera pueden producir dolor crónico, incapacidad durante un plazo largo e incluso la muerte. El tratamiento de la osteoporosis se centra, en primer lugar, en la prevención de dichas fracturas.

Qué causa la Osteoporosis

Muchos factores aumentarán el riesgo de desarrollar osteoporosis y sufrir fracturas. Se pueden modificar algunos de estos factores de riesgo, mientras que otros no. Es importante que reconozca sus propios factores de riesgo a fin de que pueda tomar las medidas necesarias para evitar el desarrollo de este trastorno o para tratarlo antes de que se agrave. Entre los principales factores de riesgo se encuentran:

• Vejez (que comienza alrededor de los 35 años, pero se acelera después de los 50 años de edad)
• Ascendencia étnica asiática y blanca no hispánica
• Estructura ósea pequeña
• Antecedentes familiares de osteoporosis o fracturas relacionadas con la osteoporosis en padres o hermanos
• Fractura previa después de un traumatismo leve, especialmente después de los 50 años de edad.
• Deficiencia de hormonas sexuales, particularmente deficiencia de estrógeno, tanto en mujeres (por ejemplo, menopausia) como en hombres
• Anorexia nerviosa
• Hábito de fumar cigarrillos
• Abuso de alcohol
• Ingesta dietaria o absorción de calcio y vitamina D escasas
• Vida sedentaria o inmovilidad
• Medicamentos: Medicamentos glucocorticoides como prednisona (Deltasone, Orasone, etc.) o prednisolona (Prelone) (consulte la ficha técnica sobre Osteoporosis inducida por glucocorticoides); reemplazo excesivo de la hormona tiroidea; el anticoagulante heparina (Calciparine, Liquaemin, etc.); determinados medicamentos anticonvulsivos como la fenitoína (Dilantin), etc.
• Algunas enfermedades pueden afectar a los huesos, como los trastornos endocrinos (hipertiroidismo, hiperparatiroidismo, enfermedad de Cushing, entre otras) y la artritis inflamatoria (artritis reumatoidea, espondilitis anquilosante, etc.)

Quién contrae Osteoporosisespina

La osteoporosis es más común en personas mayores y en mujeres blancas no hispánicas, pero puede manifestarse a cualquier edad, tanto en hombres como en mujeres, y en todos los grupos étnicos.

En los Estados Unidos, aproximadamente 8 millones de mujeres y 2 millones de hombres padecen de osteoporosis. Las personas mayores de 50 años tienen un mayor riesgo de desarrollar osteoporosis y de sufrir fracturas relacionadas con esta enfermedad. En este grupo, una de cada dos mujeres y uno de cada 6 hombres sufrirán una fractura asociada con la osteoporosis en algún momento de su vida. Las personas asiáticas y blancas no hispánicas tienen mayor probabilidad de tener osteoporosis y fracturas asociadas con esta enfermedad. Las personas de raza negra no hispánicas e hispánicas también pueden desarrollar osteoporosis y fracturas asociadas, pero tienen menor riesgo en comparación con las personas asiáticas y blancas no hispánicas.

Cómo se Diagnostica la Osteoporosis

Una simple prueba que mide la densidad mineral ósea (DMO) en diversas partes del cuerpo, como la espina dorsal y la cadera, puede determinar si se padece de osteoporosis. La absorciometría de energía dual por rayos X (DEXA, por sus siglas en inglés) es la mejor prueba existente para medir la densidad mineral ósea. La prueba es rápida e indolora, similar a la toma de una placa de rayos X, pero se utiliza mucha menos radiación. A pesar de ello, las mujeres embarazadas no deben someterse a esta prueba a fin de evitar cualquier riesgo de dañar al feto en desarrollo.

Los resultados de la prueba DEXA se establecen en comparación con la densidad mineral ósea de personas sanas y jóvenes, lo que arroja una medición denominada puntuación T. Si su puntuación T es de 2,5 o inferior, se considera que tiene osteoporosis y, por lo tanto, tiene un alto riesgo de sufrir facturas. Las puntuaciones T entre 1,0 y 2,5 se consideran normalmente como valores que muestran “osteopenia”. El riesgo de fracturas normalmente es menor en personas con osteopenia en comparación con aquellas con osteoporosis, pero si la pérdida ósea avanza, el riesgo de fracturas aumenta.
Cómo se trata la osteoporosis

Para gozar de una buena salud ósea:

• Asegúrese de incluir suficiente calcio en su dieta (1000 mg por día de calcio para mujeres antes de la menopausia y 1500 mg por día para mujeres posmenopáusicas).
• Tome la cantidad adecuada de vitamina D, que es importante para la absorción del calcio y para mantener la fuerza muscular (400 UI por día hasta los 60 años de edad, de 600 a 800 UI por día después de los 60). Las dosis se pueden adaptar en función de los niveles de vitamina D en la sangre.
• Realice ejercicios en forma regular, especialmente ejercicios de fuerza.

También se utilizan diversos medicamentos para la prevención y el tratamiento de la Osteoporosis:

• Bifosfonatos: El alendronato (Fosamax), el risedronato (Actonel) y el ibandronato (Boniva) han sido aprobados por la Administración de Alimentos y Medicamentos de los EE.UU. (FDA, por sus siglas en inglés) para la prevención y el tratamiento de la osteoporosis en mujeres menopáusicas. (El alendronato es la única droga aprobada en la actualidad para el tratamiento de la osteoporosis en los hombres). Tanto el alendronato como el risedronato están aprobados para la prevención y el tratamiento de la osteoporosis inducida por glucocorticoides en hombres y mujeres. Estos medicamentos ayudan a desacelerar la pérdida ósea y se ha comprobado que reducen el riesgo de fracturas. Todos ellos son píldoras que se deben tomar con agua y con el estómago vacío. Dado que pueden irritar el esófago, se recomienda permanecer de pie durante al menos una hora después de tomar estos medicamentos. El alendronato y el risedronato se pueden administrar una vez a la semana, mientras que el ibandronato se puede administrar una vez al m
es. Una forma intravenosa de ibandronato, que se aplica en la vena cada 3 meses, también ha sido aprobada por la FDA para el tratamiento de la osteoporosis. Otras dos formas intravenosas de bifosfonados existentes, pamidronato (Aredia) y ácido zoledrónico o zoledronato (Zometa), no están actualmente aprobados por la FDA para el tratamiento de la osteoporosis.

Se han informado casos de osteonecrosis mandibular (daño óseo permanente en los huesos de la mandíbula) como resultado de bifosfonatos intravenosos en altas dosis empleados principalmente en el tratamiento de personas con cánceres subyacentes. No se ha establecido de manera clara el riesgo a sufrir este trastorno en personas que toman estos medicamentos en las dosis recomendadas para el tratamiento de la osteoporosis, pero se supone que el riesgo es bajo.

No existen estudios relevantes sobre el uso de bifosfonatos en mujeres embarazadas o que están amamantando. Estudios en animales demuestran que los bifosfonatos atraviesan la placenta y se introducen en el hueso fetal. El riesgo de dañar al feto en seres humanos es teórico. Por ello, los beneficios anticipados de los bifosfonatos en mujeres embarazadas o que desean buscar un embarazo deben ponderarse en comparación con los posibles riesgos. La calcitonina es segura durante el embarazo. Se deben controlar los niveles de calcio en sangre en mujeres que toman bifosfonatos durante el embarazo.

• Calcitonina (Calcimar, Miacalcin): Este medicamento, una hormona fabricada a partir de la glándula tiroides, se administra normalmente en forma de aerosol nasal o de inyección subcutánea. Ha sido aprobada por la FDA para el tratamiento de la osteoporosis posmenopáusica y ayuda a prevenir las fracturas vertebrales (espina dorsal). También resulta útil para controlar el dolor causado por la fractura de vértebras osteoporóticas.
• Terapia de reemplazo hormonal o con estrógenos: Se ha comprobado que la terapia de estrógenos, sola o en combinación con otra hormona, la progestina, disminuye el riesgo de osteoporosis y fracturas osteoporóticas en mujeres. No obstante, se ha comprobado que la combinación de estrógeno con una progestina aumenta el riesgo de cáncer mamario, accidentes cerebrovasculares, ataques cardíacos y coágulos sanguíneos. Los estrógenos solos pueden aumentar el riesgo de accidentes cerebrovasculares. Debido a la complejidad que representa esta decisión, consulte con su médico para saber si la terapia de reemplazo hormonal es adecuada para su caso en particular.
• Moduladores selectivos de los receptores de estrógeno (MSRE): Estos medicamentos imitan los efectos positivos del estrógeno en los huesos y no poseen algunos de los efectos colaterales graves, como el cáncer mamario. El raloxifeno (Evista) disminuye las fracturas vertebrales en mujeres y actualmente se encuentra aprobado únicamente para su uso en mujeres.
• Teriparatide (Forteo): El teriparatide constituye una forma de hormona paratiroidea que ayuda a estimular la formación ósea. Se encuentra aprobado para su uso en mujeres posmenopáusicas y hombres con alto riesgo de fractura osteoporótica. Se administra como inyección diaria debajo de la piel y se puede utilizar durante un máximo de dos años. Si alguna vez ha recibido radioterapia o tiene niveles muy altos de hormona paratiroidea, no podrá usar este medicamento.
• Ranelato de estroncio (Protelos): Este medicamento que tiene una presentación en polvo que se disuelve en agua y se administra diariamente, ha demostrado reducir el riesgo de fracturas en mujeres posmenopáusicas. En la actualidad, se encuentra disponible en Europa pero no en los Estados Unidos de América. Debido a un mayor riesgo de coágulos sanguíneos, se debe emplear con precaución en mujeres con antecedentes o riesgos de trombosis venosas agudas o embolia pulmonar.

Prevención

Los cambios en el estilo de vida pueden ser la mejor manera de prevenir la osteoporosis:

• Asegúrese de incluir suficiente calcio en su dieta (aproximadamente de 1000 a 1500 mg por día, pero dependerá de su edad).
• Asegúrese de tomar suficiente vitamina D (entre 400 y 800 UI por día).
• Deje de fumar.
• Evite la ingesta excesiva de alcohol.
• Realice ejercicios de fuerza.
• Trate los trastornos médicos subyacentes que pueden originar osteoporosis.
• Minimice o cambie los medicamentos que puedan causar osteoporosis; nunca deje de tomar un medicamento sin antes consultar con su médico.
• Si su riesgo de sufrir caídas es alto, considere la posibilidad de utilizar protectores de caderas (por ejemplo, SAFEHIP ®), que ayudarán a evitar una fractura de cadera en el caso de una caída.

Mayor impacto de la Osteoporosis en la salud

La consecuencia más peligrosa de la osteoporosis es que se produzca una fractura. En especial, las fracturas de espina dorsal y cadera pueden producir dolor crónico, incapacidad durante un plazo largo e incluso la muerte. El objetivo principal del tratamiento de la osteoporosis consiste en evitar las fracturas.

Vivir con Osteoporosis

Si padece de osteoporosis, es importante no sólo ayudar a prevenir una mayor pérdida ósea sino también evitar una fractura. Elimine los peligros de la casa que pueden aumentar el riesgo de caídas (elimine los cables sueltos o las alfombras, instale barandas en el baño y tapetes antideslizantes cerca del lavatorio y en la bañera, etc.). Tenga cuidado cuando carga o levanta elementos, ya que esta acción puede provocar fracturas vertebrales. Use calzado resistente, especialmente en invierno. Utilice un bastón o andador si tiene problemas de equilibrio u otros problemas para caminar.

Puntos para recordarcorriendo

• Asegúrese de incluir suficiente calcio y vitamina D en su dieta.
• Realice ejercicios de manera regular.
• Elimine los hábitos en su estilo de vida que aumenten el riesgo de sufrir osteoporosis.

El Papel del Reumatólogo en el Tratamiento de la Osteoporosis

En su calidad de especialistas en enfermedades musculoesqueléticas, los reumatólogos pueden ayudar a determinar la causa de la osteoporosis. Pueden proporcionar y controlar los mejores tratamientos para esta enfermedad

FUENTE: COLEGIO AMERICANO DE REUMATOLOGIA
ESTE MATERIAL EDUCATIVO ESTA SIENDO UTILIZADO BAJO AUTORIZACION DEL COLEGIO AMERICANO DE REUMATOLOGIA
Asociación Salvadoreña de Reumatología

 

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »